Spider Fleet | Sistema de Control de Flotillas Vehiculares

Internet de las cosas, mejorando radicalmente el control de flotillas vehiculares

12 de Junio 2017
Image

Para el 2020 veremos miles de millones de dispositivos enviando datos con conexión a internet y ya podemos ver cómo está cambiando la manera en la que vivimos y trabajamos.

El Internet de las cosas

IoT por sus siglas en inglés, es un concepto que se refiere a la interconexión digital de objetos y máquinas al internet. Esta tecnología busca potencializar objetos que antiguamente se conectaban mediante un circuito cerrado (comunicadores, sensores, etc.) hacia una conexión avanzada de dispositivos, sistemas y servicios que están conectados a la red.

El impacto en industrias como manufactura, transporte, salud, agricultura y vivienda es muy grande. Actualmente, son varias las aplicaciones de uso cotidiano e industrias que se encuentran interconectadas a la red. Desde electrodomésticos, iluminación, sistemas de seguridad que hacen inteligentes nuestras viviendas. Hasta dispositivos de transporte que buscan hacer nuestras ciudades inteligentes conectando vehículos y transporte público a internet.

Aplicación en flotillas vehiculares

Una de las aplicaciones con más valor agregado está en el monitoreo en tiempo real de flotillas vehiculares para reducir costos y mejorar las rutas en la operación diaria de empresas con camionetas de reparto, camiones de transporte, unidades de servicio, etc. De acuerdo con Gartner, firma de análisis, se estima que para el 2020 habrá cerca de 220 millones de vehículos conectados a la red para tener acceso a navegación inteligente, asistencia y monitoreo en tiempo real, predicción de fallas, prevención de accidentes y operación inteligente.

Este tipo de conexión permite la reducción de costos, así como, la optimización total en la operación de las unidades. Ejemplo de esto son los servicios que otorgan empresas como Spider Fleet que con su tecnología conectan vehículos a internet ofreciendo monitoreo en tiempo real de las rutas, conductas de manejo de los choferes, detección de fallas y mantenimientos y controles de combustible. Al final está inteligencia vehicular busca alargar la vida de las unidades hasta en un 50%, ahorrar hasta 15% en combustible, mejorar rutas, entregar más rápido y evitar fallas con mantenimientos preventivos.

La tendencia avanza a pasos agigantados y sin duda la industria de transporte y logística se va a beneficiar notablemente no solo con un GPS sino con tecnologías de IoT que agreguen inteligencia a los vehículos con los que entregas valor a tus clientes.